La periodista que habló sobre la ablación femenina en Liberia recibe amenazas de muerte

20minutos.es.21.03.2012.Mae Azango lleva oculta una semana, desde que llamaron a la revista para la que trabaja para advertirle de que “irían a por ella”. Amnistía Internacional denuncia que periodistas y activistas de derechos humanos son frecuentemente acosados, incluso agredidos en Liberia.
La periodista Mae Azango, que denunció en África FrontPage y en la revista online New Narratives la mutilación genital femenina a la que son sometidas dos de cada tres mujeres en Liberia, permanece oculta desde la semana pasada después de haber recibido amenazas de muerte.
“Llamaron a mi editora para advertirle de que irían a por mí”, ha contado la propia Azango, “hay ciertas cosas que no se permite hacer a las mujeres, ciertas cosas, dijeron, que se supone que las mujeres no deben exponer. Estaban furiosos porque escribí sobre la ablación“.
Mae Azango, que fue becada por el Centro Pulitzer para informar de temas reproductivos,  y que en el pasado ya había escrito sobre acoso, violencia contra la mujer y violaciones, recibió las amenazas de muerte en su teléfono, cuenta con el apoyo de la directora  de New Narratives, Wade Williams. Williams se ha dirigido a los medios de comunicación para dar a conocer la situación por la que atraviesa su reportera y denunciar que detrás de las amenazas hay “una maquinaria mafiosa” que opera en Liberia con total impunidad.
El comité para la protección de los periodistas CPJ ha enviado una carta a la presidenta de Liberia, Ellen Johnson-Sirlea, en la que le piden que proteja a la periodista amenazada.
“Le instamos, como primera y única mujer al frente de un estado africano y como firme defensora de los derechos de las mujeres, a que encomiende a las autoridades liberianas la tarea de proteger la vida de la periodista investigar las amenazas de muerte llevadas a cabo contra ella”, dice la asociación de periodistas.
La misma petición de auxilio ha sido hecha pública por Amnistía Internacional, que recuerda que el caso de Azango no es un hecho aislado y que los periodistas y defensores de derechos humanos en Liberia que denuncian abusos, casos de corrupción y que abordan temas controvertidos como la homosexualidad o la bisexualidad, son amenazados, acosados e incluso atacados y arrestados sin motivo.

Anuncios

, , ,

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: