Londres despidió a sus Juegos con una fiesta musical muy ‘british’

Así quedó el medallero:

21 España    3 10 4 17
38 Colombia 1 3 4 8

Grupo de pop británico The Spice Girls, al lado de un taxi de Londres, durante la ceremonia de clausura de los Juegos Olímpicos de Londres 2012.Foto: REUTERS / Fabrizio Bensch

AFP. Londres 12.08.2012. Con una fiesta al más puro estilo ‘british’, con la música como hilo conductor, Londres dijo adiós este domingo a sus terceros Juegos Olímpicos y pasó el testigo del mayor espectáculo deportivo del mundo a Río de Janeiro, que acogerá la edición de 2016.

Antes de entregar la bandera olímpica y apagar la llama, la capital británica ha exhibido a su particular ‘Team GB’ musical, con iconos mundiales como George Michael, Pet Shop Boys y hasta las cinco integrantes de las Spice Girls, reunidas para la ocasión.

La cuenta atrás de la gala fueron las campanadas de un Big Ben instalado en medio del gigante escenario, convertido en una maqueta de los puntos más representativos de Londres como el London Eye o la Catedral de St. Paul.

La primera voz que escucharon los expectantes 80.000 espectadores del Estadio Olímpico fue la de la dulce Emile Sandé abriendo la recreación de un día en la capital británica con su sempiterno y complicado tráfico.

Los londinenses que aparecieron vestidos de papel de periódico entonaron el himno británico para recibir en el palco al príncipe Enrique y al presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Jacques Rogge, pero después mandaron al cubo de la basura sus uniformes y la solemnidad de ese primer acto.

El grupo Madness irrumpió montado en un camión con su ochentera “Our house” para que comenzara una fiesta con un cartel tan selecto y heterodoxo que ningún festival musical podría reunir: Ray Davies, Annie Lennox o Liam Gallagher.

Si la ceremonia de apertura fue una mirada hacia las raíces históricas y culturales británicas con toques de humor, la clausura fue más desenfadada y con los elementos ‘pop’ y ‘kitsch’ que también identifican a las islas.

Regresaron las Spice Girls cantando encima de taxis londinenses y apareció un pulpo gigante y bailarín sobre el que ‘pinchó’ Fatboy Slim.

En el espectáculo visual, que movilizó a unas 4.000 personas, hubo hasta una pasarela para que las ‘top models’ Kate Moss, Naomi Campbell y Georgia May Jagger lucieran la alta costura británica.

También hubo momentos emotivos como la interpretación de la canción ‘Imagine’ primero por el Coro Juvenil de la Filarmónica de Liverpool y después por la propia voz en vídeo de su autor, el fallecido John Lennon.

En la segunda parte de la ceremonia saltaron los atletas a la pista donde estos días pasados asombraron gigantes como el jamaicano Usain Bolt o el keniano David Rudisha.

Primero desfilaron los abanderados en solitario y, tras colocarse a lo largo del escenario, a su alrededor empezaron a circular los miles de deportistas que todavía no han abandonado Londres, menos jubilosos que en la inauguración.

Por Argentina el abanderado fue Sebastián Crismanich, a quien el basquetbolista Luis Scola quiso homenajear por su oro en taekwondo cediéndole la enseña.

México estuvo representada por María del Rosario Espinoza, bronce en taekwondo; Colombia por Mariana Pajón, oro en ciclismo BMX, y Brasil por Esquiva Falcao, medallista de plata y primer púgil de su país en llegar a una final olímpica de boxeo.

Como es habitual, el presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Jacques Rogge, encabezó la ceremonia de premiación de la maratón, entregándole el oro al ugandés Stephen Kiprotich.

Además, Rogge calificó de “alegres y gloriosos” los Juegos de Londres 2012, en el discurso con el que clausuró formalmente esta edición y dio cita al mundo en Rio de Janeiro en 2016.

Luego, el alcalde de Rio de Janeiro, Eduardo Paes, recibió de su homólogo de Londres Boris Johnson la bandera olímpica como gesto simbólico del inicio de la cuenta atrás para los Juegos de 2016. Como manda la tradición, Johnson hizo ondear cuatro veces la bandera, pasándosela al presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), quien se la entregó al Paes y éste volvió a agitarla. Inmediatamente sonaron los acordes del himno brasileño y la bandera auriverde se izó en el Estadio Olímpico junto con la griega.

La entrega de la bandera olímpica fue uno de los momentos más solemnes. Luego, Rio de Janeiro ofreció un espectáculo que rindió homenaje al carnaval carioca, pero también mostró fusión musical y modernidad y tuvo como gran invitado sorpresa a “O Rei” Pelé.

Por último, se apagó la llama olímpica que ardió por tercera vez en la historia en Londres, y que volverá a encenderse el 5 de agosto de 2016 en el estadio olímpico de Rio de Janeiro.

Este es el punto final a los terceros Juegos que organizó la mayor metrópoli de la Europa occidental, donde las incomodidades para sus habitantes y el temor por la seguridad fueron rápidamente solapados por las hazañas deportivas.

Son los Juegos que se recordarán porque el nadador estadounidense Michael Phelps se hizo Leyenda con mayúscula al llegar a unas inalcanzables 22 medallas.

La cita que también nos dejó a Usain Bolt maravillando con su segundo triplete (100, 200 y 4×100 m) en cuatro años y a las multimillonarias estrellas de la NBA Kevin Durant, Lebron James y Kobe Bryant apropiándose de la medalla de oro por la que sacrificaron sus vacaciones.

Anuncios

, , ,

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: